Nacionales

Tras dejar el Consejo Directivo de la CGT, Camioneros se moviliza contra el embargo

Ayer, se oficializó el alejamiento de Camioneros de la conducción de la CGT, donde ocupaba la Secretaría Gremial, lo que representó la ruptura formal de la organización liderada por Hugo Moyano con la central sindical, en el marco de las diferencias ya conocidas sobre la relación con el gobierno nacional.

El encargado de comunicar el distanciamiento a sus pares del Consejo Directivo fue el dirigente Omar Pérez, quien se desempeñaba como secretario gremial desde que Pablo Moyano había pegado el primer portazo por desavenencias con los otros miembros de la mesa chica.

La falta de apoyo de la CGT por la multa que la administración macrista le impuso a Camioneros fue la gota que rebalsó el vaso. “No vislumbramos la solidaridad. No han hecho las presentaciones correspondientes en la OIT. No se manifestaron internacionalmente ni en el campo nacional”, se quejó Pérez.

“Moyano tomó la decisión de retirarnos de forma definitiva. Nos vamos con tristeza, ni siquiera con bronca. Con preocupación y angustia. A nosotros nos costaba mucho estar sentados en esa mesa, en la que no hay resultados”, agregó el dirigente.

“Después del paro del 25 de junio, los cinco puntos que tenía la CGT como reclamo fueron dejados de lado. Eso es perder la brújula en cuanto al reclamo de los trabajadores”, cuestionó el sindicalista en declaraciones radiales.

“Hubo reuniones con el Ministerio de Trabajo, con el jefe de Gabinete, con el FMI. Nosotros no estábamos de acuerdo en que participe la CGT de esa reunión porque se rompe la representatividad. La gran preocupación de los trabajadores era que esa reunión no se convierta en el síndrome de Estocolmo”, concluyó Pérez sobre las gestiones encaradas por la conducción cegetista.

Por otra parte, Camioneros tampoco participará del plenario de secretarios generales de la CGT que se realizará mañana. Y seguirían ese camino otros gremios aliados, como los que integran el movimiento 21F, que ya lanzó un plan de lucha contra el FMI, el presupuesto 2019 y la cumbre del G20.

En tanto, esta mañana, desde las 10, el sindicato protagonizará una movilización a la Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo, ubicada en Lavalle 1554, en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, para exigir “la urgente liberación de los 300 millones de pesos embargados preventivamente” por pedido del Ministerio de Trabajo, que busca sancionar al gremio por un presunto incumplimiento de una conciliación obligatoria.

Estos fondos son “aportes que se destinan a salud, construcción de viviendas y todo lo relativo a los intereses y los derechos de los afiliados”, explicaron desde el gremio para explicar los motivos de la manifestación.

Compartir en:
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Dejá tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *