Nacionales

Gremios postales denuncian el vaciamiento del Correo Argentino

Los gremios que nuclean a los trabajadores del Correo Argentino se declararon en estado de alerta y movilización y manifestaron su “total rechazo a un nuevo intento de desguace del correo oficial pergeñado por oscuros intereses y presentado al gobierno nacional como una solución a los problemas del sector”. El comunicado dado a conocer fue avalado por la Asociación Argentina de Trabajadores de la Comunicación (Aatrac), la Federación de Obreros Empleados de Correos y Telecomunicaciones (Foecyt), la Federación de Obreros y Empleados del Correo Oficial y Privados (Foecop) y la Federación de Empleados Jerárquicos y Profesionales del Correo (Fejeproc).

Los sindicatos observan con reserva las reuniones que mantienen representantes del gobierno nacional con empresarios postales privados. Es que evalúan que con una privatización de las tareas redituables del sector el paso siguiente sería la pérdida de fuentes de trabajo.

Según denuncian los dirigentes postales, al Correo Argentino ya llegaron cuatro ex-OCA: Gustavo Papini, Antonio Cao, Jorge Calone y Natan Teubas. Ellos tendrían la función de gestionar áreas que en un futuro cercano se transformarían en redituables para ser cedidas en concesión a manos privadas. Desde los gremios, señalan a OCA como la empresa que cerraría el círculo.

En el comunicado, los sindicatos advierten que “rechazan cualquier nuevo intento de copamiento de puestos ejecutivos del correo oficial por parte de personas inequívocamente vinculadas a otros intereses que no sean los del correo oficial”.

De la misma manera, el comunicado, que lleva la firma de Juan Palacios de Aatrac, Alberto Cejas de Foecyt, Horacio Zungri de Fejeproc y Ricardo Ferraro de Foecop, expresa claramente la oposición a “cualquier intento de reducción tanto de la estructura operacional, la cantidad de oficinas o de personal que pueda formar parte de una trasnochada idea que compartan operadores de afuera con algún funcionario menor afín del gobierno nacional” como así también “a cualquier intento de fusión, absorción, o cualquier otro mecanismo de salvataje de correos fundidos por la ineficacia o el desmanejo de sus propietarios”.

Además, los representantes de los trabajadores postales solicitaron audiencias a las comisiones de Comunicación del Poder Legislativo para “alertar sobre el incipiente proceso que se estaría gestando en perjuicio del correo oficial”.

Dejá tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *