Nacionales

El SECASFPI denunció que el gobierno continúa desfinanciando el sistema previsional

Desde el SECASFPI criticaron duramente las políticas implementadas desde la administración de Mauricio Macri al recordar que se emitieron Letras del Tesoro por 86 mil millones de pesos que fueron colocadas totalmente en el Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS) del sistema previsional argentino.

Al respecto, el secretario general del sindicato de trabajadores de la Anses, Carlos Ortega, expresó: “No les alcanzó con endeudarnos, este gobierno financia el Tesoro desfinanciando a la Anses y no para”.

Además, desde el gremio también criticaron a la gobernadora María Eugenia Vidal por el uso del FGS. “En diciembre también colocó tres bonos por unos 28 mil millones de pesos. Y en enero, otros 10 mil millones de pesos a una tasa ridícula: 12% anual, cuando cualquier banco estaría cobrando al menos 50%. Si eso no es un robo, que me expliquen cómo se llama”, argumentó Ortega.

El sindicalista señaló que al momento de su creación, en 2008, el FGS del sistema previsional argentino “era de unos 28 mil millones de dólares y cuando asumió Macri, en 2015, lo recibió con más de 50 mil millones de dólares”. Y continuó: “En tres años de gobierno de Cambiemos se esfumaron 10 mil millones de dólares y hoy apenas supera los 40 mil millones, con el agravante de que ni siquiera se utiliza con el espíritu de herramienta contracíclica con el que fue creado: los créditos productivos, que en definitiva retroalimentan el sistema de aportes, cayeron del 13 al 7%; mientras que los créditos personales a los jubilados, y a los que se les cobra intereses, crecieron del 2 al 9%. Lo peor de todo es que este gobierno endeuda a los jubilados con su propio dinero para que puedan pagar los remedios o servicios esenciales como el gas, la electricidad y el agua. Parece un chiste”.

“La primera rapiña que hizo el gobierno de Macri al FGS fue incluir un artículo en la Ley de Reparación Histórica donde decía que para ese cometido el Estado podía vender acciones del FGS, e incluso el actual acuerdo con el FMI prevé lo mismo. Así, no solo se está dilapidando el dinero aportado por los trabajadores, sino que se quiere correr al Estado de los directorios de las empresas para las cuales trabaja este gobierno”, finalizó Ortega.

Dejá tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *